RFC sin homoclave

El RFC sin homoclave es un tópico polémico, ya que algunas de las personas que conozco aseguran que no existe. Mientras que otras afirman todo lo contrario.

Me puse a consultar varios libros que hablan acerca del Sistema Económico Mexicano y en ninguno de ellos se hablaba del RFC sin homoclave (por lo menos no de la forma en que yo esperaba).

Seguí buscando hasta que encontré que de acuerdo a los estatutos marcados en el Código Fiscal de la Federación, lo único que se afirma con toda claridad es que las personas que desempeñan una labor lícita que conlleve el pago de honorarios, deberán tramitar el Registro Federal de Contribuyentes ante el SAT, pues por ley están obligados a pagar impuestos.

La homoclave es un código conformado por tres dígitos que es otorgado por el Servicio de Administración Tributaria a cada contribuyente al azar. De la misma manera que ocurre con la CURP, la implementación de una cifra aleatoria fue impuesta para que bajo ninguna circunstancia se puedan llegar a presentar casos en los que exista duplicidad de caracteres al 100% con otro usuario.

RFC sin homoclave: ¿Qué dependencia lo otorga?

RFC sin homoclave

El único organismo encargado de verificar y manejar el dinero proveniente de las contribuciones de personas físicas y morales es la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, a través de la dependencia mencionada anteriormente (SAT).

En México de forma física no existe un RFC sin homoclave, aunque hay organizaciones que lo pueden llegar a solicitar.

Por ejemplo, es común que en algunas empresas pequeñas, las bases de datos se llenen con RFC sin homoclave, pues lo único que les interesa es tener organizada a su plantilla laboral.

Dicho de otra manera, lo que tendría que hacer la persona encargada del vaciado de la información sería colocar la primera letra acompañada de la primera vocal del apellido paterno, la primera letra del apellido paterno, la primera letra del nombre de pila y la fecha de nacimiento ocupando seis casillas (dos para el año, dos para el mes y finalmente dos para el día) del sujeto.

Como te podrás dar cuenta el código resultante es el mismo que aparece en tu registro fiscal, pero se podría llamar RFC sin homoclave, pues no contiene el código del final.

¿Podría ocurrir que me den un RFC sin homoclave?

Realmente es muy raro que esto pudiera llegar a pasar, ya que los mecanismos para generar las claves son automáticos y además se encuentran expresados por profesionales en la materia.

Sin embargo, si tu eres una persona que ingresó al mundo laboral a finales del siglo pasado, lo más recomendable es que pidas una cita en el módulo SAT que te quede más cerca, para que un ejecutivo revise tu documentación y certifique que no existe ninguna anomalía.

El trámite de la cita lo puedes llevar a cabo a través de Internet y es totalmente gratuito. Tampoco te cobran por la asesoría fiscal que recibas.

Es aconsejable que el día que acudas a la oficina fiscal lleves el comprobante de tu cita, ya que puede ser que uno de los asesores se haya desocupado antes del tiempo acordado y por tanto seas atendido más prontamente.